Show Less

Seis siglos de poesía española escrita por mujeres

Pautas poéticas y revisiones críticas

Series:

Edited By Dolores Romero López, Itzíar López Guil and Rita Catrina Imboden

Debido a la secular subordinación cultural de la mujer, los factores de creación, difusión y recepción de su poesía han sido muy diferentes y desiguales. Este hecho ha influido indudablemente en el ocasional y limitado acceso que la mujer ha tenido a la escritura, en su aceptación sin reservas del canon literario impuesto por el modelo patriarcal hasta prácticamente el siglo XX y en la escasa atención que muchas de sus obras han merecido por parte de la crítica. Esta antología sigue completando la revisión crítica de la función histórico-literaria de la poesía española escrita por mujeres y brinda a los lectores no sólo un necesario acercamiento a muchas obras poéticas, sino también un amplio y variado abanico de interpretaciones metodológicamente rigurosas a cargo de eminentes hispanistas de muy distintos países y escuelas.

Prices

Show Summary Details
Restricted access

17. MARÍA NICOLASA DE HELGUERO Y ALVARADO: A Nra. Sra. en su Soledad - Françoise Etienvre 211

Extract

María Nicolasa de Helguero y Alvarado A Nra. Sra. en su Soledad Reyna la más afligida, Madre la más dolorosa, Ausente de vuestro Bien Aun con Vos mesma estáis sola. 5 Vuestro Jesús ya murió. ¿Y vivís? Dios os conforta, pues vivir sin el Amado es duración milagrosa. La causa porque padeces 10 como infinita ocasiona dolor inmenso, y tu pecho solo le abraza, Señora. Estáis la más afligida en la noche tenebrosa, 15 de los dolores de muerte apurando el cáliz sola. Del mar amargo de penas surcas las violentas olas, y cubierta de sus aguas 20 padeces, mas no zozobras. Llorad, María, llorad, llorad, Madre dolorosa; mas no lloréis, porque el llanto no alivia vuestras congojas. 25 Vos sola entre las mugeres, Madre y Virgen prodigiosa, de penetrantes espinas cercada estáis como rosa. Como la cierva acosada, 30 que sedienta se acongoja, buscas a las aguas vivas, y sus raudales no gozas. Sin la vista del Amado, sin mirar su gracia hermosa, Françoise Etienvre 212 35 sin lograr de sus palabras, ¡qué triste estaréis, Señora! ¿Dónde está vuestro querido, o dulce Virgen piadosa? Mas no le busquéis, que ya 40 en el sepulcro reposa. Jesús murió, Madre mía; llorando, la misma losa cubre como compelida a la Divina persona. 45 Para que podáis vivir el Amado en sí os transforma, dando a vuestro pecho aliento en...

You are not authenticated to view the full text of this chapter or article.

This site requires a subscription or purchase to access the full text of books or journals.

Do you have any questions? Contact us.

Or login to access all content.