Show Less

Entre el interés y la benevolencia

La ética de David Hume

Juan Andrés Mercado

Hume es conocido por lugares comunes, como la sujeción de la razón a las pasiones, la fuerza del sentimiento moral, o interpretaciones lejanas a sus fuentes. Sentencias sobre el placer o la imposibilidad de establecer una moral (deber ser) a partir de los hechos se presentan sin una adecuada base textual y contextual que facilite la comprensión del carácter polémico o irónico de muchos pasajes. Esta obra intenta recuperar una imagen coherente de la propuesta ética de David Hume, considerando estos distintos factores. El primer capítulo pretende dar un marco general de comprensión del pensamiento humeano. Los seis siguientes presentan sus argumentaciones sobre nuestra naturaleza egoísta a la vez que «simpatética»; los límites de la razón para fundamentar la moral, y también sus alcances para evaluar la utilidad y establecer leyes que la custodien; se profundiza en su aversión a las instituciones eligiosas como guías de la conducta humana y se evalúa su consideración del bien a partir del placer y la utilidad.

Prices

Show Summary Details
Restricted access

7. Las virtudes y la utilidad 203

Extract

203 7. Las virtudes y la utilidad 1. Tratado 3.3.2: grandeza de alma y moderación de la vanidad 98. El título de la Sección del Tratado “De la grandeza de alma” (greatness of mind)1 parece indicar una cualidad muy concreta, ex- puesta brevemente. Antes de llegar a la descripción de esa noción, Hume explica, con los elementos del libro 2, el surgimiento del orgullo y de la humildad. Para ello recuerda las cuatro fuentes de las distinciones morales, para referirse así a las dos que soportarán el peso de la Sección: el inmediato agrado o desagrado que una cualidad pro- duce en los demás, y la comparación2. El saldo final estará determi- nado por la moderación de las cualidades útiles a nosotros mismos. La simpatía aflora de nuevo por su capacidad de ponernos en con- tacto con quien no nos resulta naturalmente cercano, y por lo tanto de procurarnos sentimientos positivos o negativos hacia esa persona3. El filósofo explica que la simpatía es fuente de sentimientos contrarios, dependiendo de las situaciones4. Por eso es necesario acudir al se- gundo principio de las distinciones morales, es decir, a la com- paración: 1 Tratado 3.3.2. 2 Tratado 3.3.2, 1 y 4/17, pp. 592-593. Cfr. §94 sobre lo agradable para los demás: nótese el paralelismo con Investigación 8, destacado también ahí. 3 Tratado 3.3.2, 3/17, pp. 592-593. En la Investigación también se...

You are not authenticated to view the full text of this chapter or article.

This site requires a subscription or purchase to access the full text of books or journals.

Do you have any questions? Contact us.

Or login to access all content.